REGISTRATE

¿Todavía no te has registrado? Crea una cuenta para personalizar tu experiencia y podrás:

  • Guardar tus productos favoritos
  • Terminar la compra más rapidamente
  • Seguir pedidos y devoluciones

No tiene artículos en su carrito de compras.

Bolsa

Tienes 0 Articulo(s) en tu bolsa


0 €

Close
Customer Service
WHATSAPP +39 342 6151345

Preguntas frecuentes Todas las Preguntas frecuentes
Envía un correo electrónico

customerservice@nomination.com

Llámanos

+39 (0)55 425471
De lunes a viernes de 9.00 a 13.00 y de 14.00 a 18.00

Close search panel

¿Qué estás buscando?

Regalar perlas: ¿cuál es el significado de esta joya?

Regalar perlas: ¿cuál es el significado de esta joya?

Cándidas, perfectas, elegantes: las perlas representan una joya amada por mujeres de todos los tiempos. Existen muchas leyendas sobre estos delicados regalos de la naturaleza: desde las que narran su origen a través de historias mágicas, hasta las historias más supersticiosas, que hablan del poder que las perlas ejercen sobre quienes las llevan consigo.

Veamos cuáles son las historias más curiosas, las creencias populares más extendidas y las joyas adornadas con perlas para llevar en cada ocasión.



El origen de las perlas, entre el mito y la naturaleza

Existen varios mitos relacionados con el nacimiento de las perlas, incluso entre las creencias difundidas por todo el mundo alguna siempre hace referencia al origen divino y mágico de esta joya.


Una leyenda árabe, por ejemplo, explica la existencia de las perlas afirmando que se tratan de gotas de rocío que acaban en el fondo del mar y se beben las ostras durante una noche de luna llena. Historias similares se extendieron en la antigüedad en todas las culturas, desde Oriente hasta Occidente.

Precisamente, debido a estos mitos mágicos sobre su nacimiento a las perlas se les han atribuido propiedades sorprendentes, casi divinas. Y es por eso que, con el tiempo, muchos hombres han dado paso a una búsqueda frenética de perlas para conseguirlas y usarlas como talismanes, lo que ha supuesto la destrucción de muchos bancos naturales donde las perlas se formaban.

Hombres y mujeres de épocas anteriores adornaban sus cuerpos con perlas, porque las consideraban talismanes con muchos poderes. Se decía que llevar perlas haría que las amistades fueran más sólidas y que, incluso, podría calmar la ira hacia los demás, además de ser el símbolo de amor más puro.



¿Buena o mala suerte?


Sin embargo, existen muchas historias sobre las perlas y si son portadoras de buena o mala suerte dependiendo de la ocasión en que se regalen. En resumen, en algunas creencias en las que elegir como regalo un collar o un par de pendientes adornados con perlas puede no ser exactamente la mejor idea.

Ya en la Edad Media, en algunos países occidentales, se decía que las perlas son lágrimas de ángeles rebeldes: de ahí la creencia de que en algunos casos son portadoras de lágrimas y por lo tanto de infelicidad. De hecho, una de las creencias populares más extendidas en algunos países occidentales, incluida Italia, dice que regalar perlas a la novia podría suponer lágrimas en la futura vida matrimonial. Parece que esta leyenda viene directamente de Oriente, donde los pescadores de perlas a menudo no regresaban de sus salidas al mar, dejando a novias y esposas llorando.


Sin embargo, el destino quiere que las perlas combinen perfectamente con el vestido de novia tradicional: no solo los corpiños y los detalles del vestido están hechos en algunas ocasiones con pequeñas perlas blancas, sino que muchas novias los eligen como una joya para usar en uno de los días más especiales de su vida.

A menudo, las joyas con perlas son prestadas a la novia de un ser querido. En el caso de que decida regalárselas, esta debe pagarle para evitar la mala suerte —por supuesto, es un pago simbólico, que generalmente es poco dinero—.



Las perlas en las joyas de diseño más modernas

Se crean o no todas estas leyendas, las joyas con perlas son elegidas por muchas mujeres que desean sentirse elegantes y bellas en las ocasiones más formales. No solo collares de corte clásico o los tradicionales pendientes de perlas: las joyas decoradas con estas esferas blancas adquieren hoy en día las formas más solicitadas, a menudo combinándose con otras piedras o metales.


Una lujosa cascada de perlas se convierte en el encanto que decora una pulsera de acero con un diseño moderno, pero las perlas también pueden convertirse en un detalle precioso entre un ramo de flores delicadas de oro. Pulsera romántica o con más glamour: ¿cómo prefieres llevar las perlas?

Con la colección Link Composable dedicada a las piedras puedes añadir perlas a todas las pulseras de acero que desees: ¿un charm con la clásica perla blanca o mejor las más particulares, en rosa o gris?

¿Quieres usar perlas sin renunciar a los accesorios con líneas originales y modernas? Tenemos algunas sugerencias para ti. Blancas o grises: las perlas adquieren más color en la joyería contemporánea, mientras se combinan con pulseras, collares, pendientes y anillos con formas geométricas y rigurosas.


Los pendientes Bella Moonlight Semicírculo son un accesorio para la mujer que sin duda no quiere pasar desapercibida. No son los clásicos pendientes con perlas, sino una joya moderna, fácilmente combinable con los conjuntos más chic, pero también con los más informales.

Prefieres collares? Esta vez, el collar de perlas se convierte en un collar largo y suave, donde el protagonista es un colgante adornado con flecos y una gran perla.

Si siempre has amado la elegancia de los anillos adornados con perlas, la joya adecuada para llevar una versión moderna y más contemporánea es el anillo doble Bella Moonlight. Una espiral plateada está adornada con una perla blanca o gris, rodeada de pequeños puntos de luz.



Pendientes con Perlas y brillantes

Las perlas se combinan perfectamente con las piedras brillantes: una unión que da vida a joyas sofisticadas, para presumir y para sentirse inmediatamente chic cualquier sea la ocasión. Los pendientes de lóbulo con perla y brillantes son el detalle luminoso perfecto para tu look cotidiano: no importa si llevas cabello suelto o recogido, iluminarán con delicadeza y discreción tu rostro.

Pero perlas y brillantes se combinan perfectamente entre sí incluso si hablamos de pendientes largos. Dedicadas a quienes prefieren joyas más protagonistas y llamativas, los pendientes Bella Moonlight con colgantes son perfectos para las noches mundanas, cuando buscas un look que no pase desapercibido, si no al contrario resulte muy chic.